La Hoz del Jarama es un cañón de roca caliza
La Hoz del Jarama cobija una importante colonia de buitres leonados
Naturaleza
Imprimir

El Jarama no solamente es un circuito de velocidad muy conocido…, también es un bonito y peculiar río que nace en Madrid (muy cerca del Puerto de Somosierra) y desemboca en el río Tajo.

La Hoz del Jarama constituye un espectacular ecosistema con muchas peculiaridades zoológicas y botánicas.

Existe un tramo del Alto-Jarama que sirve de límite geográfico entre Guadalajara y Madrid, separando dos provincias, dos Comunidades Autónomas, dos Sierras de gran belleza…

 

La Hoz del Jarama es un espectáculo de color en otoño
La Hoz del Jarama se abre a un exuberante valle por donde discurre el Jarama.

 

La Sierra Norte de Guadalajara tiene multitud de puntos de gran interés turístico: la Ruta de los Pueblos Negros, el Hayedo de Tejera Negra, las minas de plata de Hiendelaencina, la Ruta del Románico Rural… y la ¡HOZ DEL JARAMA!

La Hoz del Jarama es una franja de terreno situada entre el conocido Monasterio Cisterciense de Bonaval y el Puente Medieval (que muchos llaman “Romano”) de Valdesotos. En este tramo, el río se retuerce y su cauce queda en ocasiones encajado entre grandes paredes de roca caliza.

Este tramo del GR10 reúne una gran variedad de especies, tanto de flora como de fauna. Si recorremos esta parte del valle del río Jarama seguramente podremos ver buitres leonados, ya que la abundancia de roquedos les ofrece el refugio ideal para esta especie. En verano se suman al ecosistema los primos africanos de los buitres leonados, los Alimoches, que también se instalan cómodamente en las paredes calizas de este cañón.

 

Un buitre leonado sobrevuela la Hoz del Jarama
Buitres leonados, Alimoches y otras aves rupícolas pueblan las paredes de La Hoz del Jarama

 

Otra especie digna de mención que podremos ver en este corto pero interesante desfiladero, es el Arce de Montpellier. Si recorremos la hoz en otoño, nos será muy fácil de identificar por el intenso color rojizo de sus hojas.

En las partes más abiertas de la Hoz del Jarama, nos llamará la atención pequeñas parcelas con algunos olivos, pero si queremos ver uno muy peculiar, tendremos que visitar en otro momento la localidad de Puebla de Valles para disfrutar de uno… ¡milenario!

Valdesotos es conocido por el bonito puente medieval antes mencionado y por sus imponentes nogales centenarios, pero también por el Chorro de Valdesotos, una pequeña cascada que vierte sus aguas en una poza encajada entre rocas, es una excursión de la que hablaremos en otro momento. Este chorro se encuentra en el cauce de un afluente del río Jarama.

La Hoz del Jarama es una ruta que podemos hacer en cualquier momento del año, pero es en Otoño y en Primavera cuando podremos disfrutar más de toda la naturaleza que guarda ese pequeño desfiladero.

 

Un senderita recorre la Hoz del Jarama en Otoño
Un espectacular camino desde Bonaval te permite recorrer la Hoz del Jarama

 

Desde esta parte de la Sierra Norte de Guadalajara podemos realizar varias excursiones de interés: